El movimiento estudiantil organizado convoca a un paro con movilización desde la explanada de la Universidad de la República (UdelaR) hasta la Torre Ejecutiva en reclamo del 6% del PBI para ANEP y UdelaR como presupuesto mínimo a concretarse en el comienzo del período. La medida se aplicará este miércoles y la marcha comenzará sobre las 17 horas.

La plataforma reivindicativa apuesta a un aumento presupuestal que debe ir acompañado de un incremento salarial para los trabajadores de la educación que garantice la “dedicación total en su área y evite el multiempleo”. En ese sentido, el movimiento estudiantil reclama un salario de medio canasta familiar como mínimo al ingreso para los docentes con 20 horas semanales.

También hacen hincapié en una “necesaria transformación institucional” que “salvaguarde” la educación de los “intereses de los gobiernos de turno” y exigen, en este sentido, autonomía y cogobierno para toda la educación pública.

Los estudiantes afirman que existen recursos “suficientes” para atender una “educación pública de calidad” y para ello entienden necesario “ampliar el margen fiscal gravado al gran capital” porque las exoneraciones representan alrededor del 3% del PBI. “En el país existen estos recursos y deben volcarse a las necesidades populares”, versa el documento.

A la plataforma suscriben la Asociación de Estudiantes de Educación Social (AEES), la Coordinadora de Estudiantes de Enseñanza Media (CEEM), el Centro de Estudiantes del Instituto de Profesores Artigas (CEIPA), el Centro de Estudiantes de Magisterio (CEM) y la Federación de Estudiantes Universitarios del Uruguay (FEUU).

Los estudiantes se manifestaron por un “proyecto educativo emancipador, democrático y popular” que va en contra de toda “concepción mercantilista”. Se oponen, de esta forma, a la privatización de la educación pública en todas sus expresiones -liceos públicos de gestión privada, vouchers o subsidios a las instituciones de enseñanza privada. Rechazan, también, el cobro de los cursos de posgrado y de formación permanente.

En el entendido de que “todos los jóvenes uruguayos debe acceder a la educación pública”, el movimiento estudiantil propone que el 10% del padrón estudiantil terciario acceda a becas de $15 mil -“debiéndose atender las particularidades de cada institución de enseñanza y su estudiantado”-, así como el establecimiento de comedores y residencias estudiantiles y la eliminación de “cualquier restricción al ingreso y los cupos de cursado”.

Para acceder a una educación digna, desde los estudiantes se propone también la duplicación de cursos e instalación de turnos nocturnos, generar una respuesta a la “masividad” y diseñar un plan de obras que solucione las problemáticas edilicias. En este punto hacen especial énfasis en la construcción de un edificio para la carrera de Educación Social que transitoriamente funciona en el Instituto de Profesores Artigas (IPA).

También reclaman por la inserción del Hospital de Clínicas en el Sistema Nacional Integrado de Salud. para que reciba presupuesta por la atención de los usuarios de Salud Pública “como lo reciben todos los hospitales a lo largo del país.” “Debemos defender su carácter de hospital universitario independiente de ASSE, autónomo y cogobernado. Hay que incluir al mismo en el plan de obras de la UdelaR y mejorar su estructura edilicia”, afirman.

UY.press


VOLVER