Disminuir la deserción universitaria, crear carreras idóneas, mejorar el acceso a los centros de educación superior, construir infraestructuras modernas y con tecnología de punta, son algunos de las debilidades y retos que discutirán cerca de 450 rectores de América Latina y el Caribe en el foro inaugurado el día jueves.

El presidente Juan Carlos Varela fue el encargado de inaugurar este Foro de Rectores, junto al rector de la Universidad de Panamá, Gustavo García de Paredes.

Varela dio la bienvenida a los participantes y les deseó una “estadía cómoda y placentera” así como productiva, pues las conclusiones a la que llegarán “será un gran aporte”.

Dijo también que este foro es un reconocimiento fundamental porque las universidades han jugado un papel histórico en el Continente como agentes de cambios “en nuestras sociedades”.

“La universidad debe aportar en este cambio a través de la investigación, enseñanza y proyección social”, sostuvo.
En la región hay 7 mil 434 centros universitarios, de esos el 46% están ubicadas en Estados Unidos y Canadá, mientras que el resto se encuentran distribuidas en Latinoamérica y el Caribe.

“La educación es la base del desarrollo económico, social y democrático de los países”, indicó el mandatario.
No obstante, acotó, en la región se reflejan “serias” debilidades en formación y capacitación para el trabajo, el desarrollo y aplicación de la tecnología. Hay además una escasa inversión en innovación.

De acuerdo al Presidente, América Latina vive un momento de paz y estabilidad, lo que ha permitido que todos los países de la región, a través de diferentes gobiernos, hayan logrado avances importantes, como en lo económico.

Pero “aún nos hace falta mucho”, por ejemplo, se debe trabajar en eliminar la inequidad que existe.

“La cobertura de la región universitaria representa un gran desafío debido al alto nivel de deserción que se registra en la región universitaria”, añadió.

De acuerdo a cifras oficiales, 1 de cada 10 universitarios logra terminar los estudios completos.

En tanto, el rector de la Universidad de Panamá, Gustavo García de Paredes, coincidió con mucho de los puntos a los que se refirió el mandatario.

Dijo que ante un panorama que muestra la región, las universidades se deben plantear los retos presentes y futuros, y recomendó algunos cosas, como el trabajo en conjunto con la empresa privada y las autoridades de centros de educación superior.

También planteó la necesidad de que cada universidad tenga sus recursos por autogestión, que se aumenten sus presupuestos; y que también se apueste por conocimiento científico y tecnológico.

Previa a la la inauguración, la ministra de Educación, Marcela Paredes de Vásquez, resaltó que este encuentro es una propuesta del gobierno de Panamá, donde se expondrán iniciativas para mejorar la calidad de la educación en la región.

La funcionaria explicó que se establecerán mesas de trabajo y para mañana se espera que representantes de este foro entreguen sus conclusiones a los mandatarios que asisten a la VII Cumbre de las Américas, del 10 y 11 de abril.

La Prensa

 

Cepal propone en Panamá educación gratuita global

Durante su participación en la Cumbre de las Américas, la representante de la Cepal, Alicia Bárcena, dijo que era necesario impulsar una educación gratuita y de calidad. Además, señaló la necesidad de sacar de la pobreza a 67 millones de personas en la región.

La Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), Alicia Bárcena propuso este jueves en el Foro de los Rectores de la VII Cumbre de las Américas una alternativa para la educación gratuita y cercana al empleo en todo el mundo.

“Privilegiamos la educación pública, gratuita y de calidad, y es lo que queremos potenciar”.También abogó por un mayor sentido de pertenencia, un enfoque multidimensional del crecimiento y porque se invierta en incrementar las capacidades humanas.

Bárcena resaltó que pese a que todavía existe desigualdad en la región latinoamericana, se ha hecho un trabajo permanente para reducir las brechas entre los que más y menos tienen.

Asimismo, destacó que en la región también se avanza en el cambio estructural y diversificación de las economías mediante la inclusión social.

La representante de la Cepal hizo énfasis en la necesidad de sacar de la pobreza a 67 millones de personas en la región, de las cuales el 30 por ciento son mujeres que no tienen autonomía económica porque se quedan en casa cuidando a los hijos o a personas discapacitadas.

Además, Bárcena recordó que la Cepal publicó recientemente un informe que apunta que sólo el 90 personas acumulan la misma riqueza que la mitad de la población del mundo.

“Tal situación es totalmente inaceptable”, dijo Bárcena a la vez que afirmó que se debe actuar inmediatamente para cambiar la cultura del privilegio hacia la cultura de la igualdad.

Telesur


VOLVER