La Universidad de Chile anunció la implementación de tres políticas de equidad de género para modernizar la gestión de la Casa de Bello: la primera es el convenio con la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI) para crear salas cuna en todos los campus y facultades de la Universidad; luego está la implementación de la cátedra “Amanda Labarca”, para el desarrollo de los estudios de género, y por último la entrega de un manual con orientaciones para enfrentar el acoso sexual. El rector de la Universidad de Chile Dr. Ennio Vivaldi hizo hincapié en que estas iniciativas apuntan a superar los constructos sociales de género en base a un supuesto determinismo biológico.

En el marco de la celebración del Día de la Mujer, la Universidad de Chile anunció en una ceremonia en la Casa Central de la Universidad, la implementación de tres políticas de equidad de género. La primera es un convenio con la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI) para implementar salas cuna en las distintas facultades y campus de la universidad, y así dar respuesta a una sentida demanda de parte de académicos, estudiantes y funcionarios que son padres y madres, a quienes se les planteaba una gran dificultad poder seguir con sus labores diarias, y al mismo tiempo tener que cuidar a sus hijos.

El rector Dr. Ennio Vivaldi relevó la importancia de generar espacios que coadyuven en el desarrollo de una carrera universitaria para quienes deben cumplir también el rol de padres y madres, además del de estudiantes.

“Si uno no da una base material real que permita que la mujer pueda participar de una carrera estudiantil, como estudiante, primero y como académica después, participar en plenitud de la carrera, entonces las frases quedan en el aire, y yo creo que los esfuerzos que se han hecho por parte del Gobierno, es uno de los más importantes por la igualdad de oportunidades para hombres y para mujeres, y el que eso lo incorporemos en la Universidad de Chile, nos da una muy bienvenida coherencia con lo que son los proyectos públicos en Chile”.

La vicepresidenta ejecutiva de la JUNJI, Desirée López de Maturana hizo hincapié en la coherencia que existe entre la aplicación de este tipo de medidas e iniciativas, con las políticas del Gobierno de Michelle Bachelet para propiciar mejores oportunidades para los niños y niñas que acudirán a estas salas cuna, con la posibilidad que la misma Universidad de Chile sea la que integre sus políticas educativas desde el desarrollo inicial de quienes asistan a estas guarderías.

“Un trabajo maravilloso que puede ser, desde la academia para los niños, las salas cuna para los estudiantes, luego para los trabajadores de la Universidad, lo que sin duda va a generar mejores posibilidades para los niños, para las niñas, para las madres y por supuesto eso va a generar una mejor cara para Chile. En eso estamos”.

Otro de los anuncios realizados en la ceremonia de este lunes, fue la creación de la cátedra “Amanda Labarca”, instancia que incorporará la temática de igualdad de género en las distintas áreas del quehacer universitario: docencia, investigación y extensión, y que de manera itinerante se dictará en las distintas facultades, correspondiéndole a la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas inaugurarlas, con una clase dirigida por la Premio Nacional de Ciencias Exactas 1997 y académica de la Universidad de Chile, María Teresa Ruiz.

La cátedra recuerda la labor realizada por la académica de la Universidad de Chile, profesora Amanda Labarca, por relevar el papel de la mujer en la sociedad, además de su trabajo por la educación.

Finalmente, la tercera iniciativa de la cual se dio a conocer en la Casa Central de la universidad, tiene que ver con la lucha contra el acoso sexual que se implementará en la Casa de Bello. A todos quienes asistieron a la ceremonia se les hizo entrega de un manual con orientaciones para detectar y enfrentar esta práctica.

La académica de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la Universidad de Chile, Margarita Iglesias, reconoce que en su departamento han debido lidiar con situaciones de este tipo, y enfatiza en la asimetría que encubre, muchas veces, el acoso sexual en donde un profesor o profesora, a sabiendas de su condición de superioridad frente al estudiante, ejerce este tipo de prácticas.

“Aquí hay un tema mayor, es que las personas cuando están sometidas a esta situaciones, tienen que revelar sus nombres y apellidos y hacerse responsables, porque hay una serie de juegos que son juegos de seducciones que entran en el rango de las coqueterías, etc., pero hay cuestiones que nos son permisibles y que ahora lo sabemos, no otrora, en que no hay derecho de ocupar el poder del profesor, o del estudiante, porque seamos claros, muchas veces estudiantes, profesores o profesoras tenemos muchas posibilidades de jugar en el terreno de la seducción que parece amorosa, pero muchas veces encubre situaciones de poder”.

El documento constituye una síntesis de un informe mayor -elaborado por el Dr. Claudio Nash, académico e investigador del Centro de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho- que entrega una respuesta institucional ante el acoso sexual en la Universidad de Chile.

radio.uchile


VOLVER