Con la idea de mostrar a las distintas disciplinas del diseño como instrumentos para mejorar la vida cotidiana, la bienal incluirá desde el lunes 10 de agosto exhibiciones en cinco sedes, workshops, mesas de debate y un congreso internacional.

Con un fuerte sentido de lo público y la idea de que el diseño más que un marcador de status social es una herramienta de cambio a disposición de la ciudadanía, la Facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo (FADU) de la UBA inaugura el próximo lunes la Bienal Nacional de Diseño. Esta segunda edición de la bienal estará abierta hasta el 24 de agosto y contará con exhibiciones en cinco sedes, 140 workshops, 50 mesas de debate, una entrega de premios a profesionales del área y un congreso internacional del que participarán otras universidades públicas latinoamericanas. “El diseño tiene que salir de la condición de border y sentarse a la mesa de las decisiones de la producción, de los problemas sociales y demostrar que es útil en una sociedad”, dijo a Página/12 el decano de la FADU, Luis Bruno.

“El diseño está instalado en algunos lugares de la sociedad casi como una cuestión de design, como un marcador de status social al que accede sólo el que tiene los recursos económicos necesarios. Y la verdad es que, si bien hay muchísimas cátedras de diseño en las seis carreras de la FADU, lo que aúna a la gran mayoría de ellas es una mirada del diseño en las antípodas de eso, que es la del diseño como un motor, como un agente de cambio social y como un instrumento de mejoramiento de la vida cotidiana”, señaló Pablo Salomone, coordinador general de la bienal. De ahí el concepto rector del evento: “Diseño para la transformación”.

Los organizadores explicaron que en la FADU se produce mucho material que la mayoría de las veces queda “encerrado” en el espacio de Ciudad Universitaria, bastante alejado de la sociedad. La idea fue entonces romper esa inercia, ir de “lo público a lo público” y “mostrarle a la sociedad eso que finalmente la sociedad paga”. En ese sentido, la estrategia de exposición fue ubicar en la facultad los trabajos de los invitados y la producción del alumnado en las otras cuatro sedes: el Centro Cultural Ricardo Rojas, el Centro Metropolitano de Diseño, el Museo del Libro y de la Lengua y el Museo del Traje.

Las producciones de los estudiantes fueron canalizadas a través de las cátedras con una lógica “de exposición y no de competencia”, y estuvieron enroladas en los ejes temáticos propuestos: industrias nacionales, cultura urbana, política, inclusión y sustentabilidad. “La idea era salir un poco de la idea de catálogos, de muestras individuales y tratar de construir un discurso en torno de esos cinco matices”, explicó Salomone.

“Esta bienal sólo se entiende en este país del 2015, que encuentra una sociedad que tiene trabajo, en la que hay producción, que tiene una industria consolidada. Es importante destacarlo, porque nosotros somos la misma sociedad que en los ’90 decía que los arquitectos manejaban taxis y los padres ni se imaginaban que sus hijos pudieran ser diseñadores. Ahora, hace años que la matrícula de los estudiantes crece sostenidamente”, aseguró el decano Bruno. “El diseño –agregó– ahora forma parte de la sociedad y tenemos que ver cuánto podemos dar para adelante.”

La primera edición de la bienal se realizó en el 2013 y fue para los organizadores una gran sorpresa, con una convocatoria que superó las expectativas. Fue, además, un primer esfuerzo en el establecimiento de vínculos con otras carreras de diseño del país y de Latinoamérica. Con ese antecedente, este año se apuntó a reforzar las líneas tendidas: la oferta de workshops pasó de 100 a 140, con más de 9 mil inscriptos, y fueron invitadas formalmente todas las carreras de diseño de las universidades nacionales, agrupadas en la red Disur junto a otras casas de estudio latinoamericanas. También fueron convocados representantes de universidades de Paraguay, Uruguay, Chile y Brasil, que participarán del 2º Congreso Latinoamericano de Diseño, que se desarrollará en simultáneo con la bienal. La apertura del congreso estará a cargo del invitado estrella del evento, el arquitecto portugués Pedro Gadanho, curador del MoMA de Nueva York.

En el marco de la bienal también se entregarán los Premios FADU, destinados a profesionales del campo y se realizará una feria de “objetualia y emprendiz”, donde los emprendedores mostrarán sus proyectos y bancos y los institutos expondrán sus propuestas de estímulo. También habrá un desfile en el Centro Metropolitano de Diseño, donde las cátedras de la carrera de Diseño de Indumentaria y Textil exhibirán sus producciones.

Con excepción de la muestra localizada en el Museo del Libro y de la Lengua, que comenzó el lunes pasado y termina este domingo 9, las demás exposiciones se desarrollarán alineadas, desde el lunes 10 hasta el lunes 24 de agosto. Todas las actividades son gratuitas y el programa puede consultarse en www.bienal.fadu.uba.ar

Informe: Delfina Torres Cabreros.

Página|12

Bienal Nacional de Diseño UBA FADU

Segunda edición – Agosto 2015

2do-congreso-latinoamericano-de-diseno-en-universidades-publicas-latinoamericanas-disur

 Desde el Diseño se ha logrado instalar un cambio perceptual en el ámbito social. En la actualidad es necesario agudizar no sólo la percepción sobre el Diseño sino pensarlo como motor de cambios y mejoras sociales.

La segunda Bienal de Diseño se propone contar y exponer este proceso, como camino entrelazado de varias pistas, con innumerables actores y relaciones complejas.

Las nuevas condiciones generales y sociales del país han generado un escenario muy favorable para las disciplinas de Diseño. La FADU, en tanto institución educativa con diversas miradas inter disciplinarias vinculadas al Diseño, convoca a una nueva Bienal como eje importante de difusión tanto conceptual como material del diseño nacional.

La segunda Bienal se propone como un ámbito de exposiciones, muestras y propuestas vinculadas a la producción de Diseño de las carreras de la Facultad.

Temáticas

 La 2º Bienal propone consolidarse como un evento cultural, artístico, político y social que trascienda las fronteras de lo académico.

 Los diversos ejes temáticos propuestos orientarán y organizarán el recorrido de las muestras.

 Industrias nacionales

  • Cultura Urbana

  • Política

  • Inclusión

  • Sustentabilidad

 

Biena FADU-UBA


Volver